.

Los Pronombres Clíticos

Los Pronombres Clíticos

¡Clíticos! Cuando leí la palabra en cuestió¡No podemos confundir los pronombres clíticos con los cíclopes!n me vino a la mente la imagen de un ejército de cíclopes destruyéndolo todo a su paso, destrozando párrafos completos y desordenando ideas. Pero no, resulta que son más inofensivos de lo parecen. Eso sí, si se acentúan y se escriben de la forma adecuada.

 

¿Qué es un pronombre clítico?

Dice la RAE que son pronombres personales átonos, carentes de independencia fónica, que funcionan como complemento verbal no preposicional o como formante de verbos pronominales. Se pronuncian ligados al verbo con el que forman una unidad acentual.

me

te

le, la, lo; se

nos

os

les, las, los; se

 

¿Qué quiere decir esto?

Tenemos una serie de palabras que designan personas, animales o cosas mediante cualquiera de las tres formas gramaticales (pronombres personales), que carecen de acento propio por lo que deben aparecer inmediatamente antepuestos (proclíticos) o inmediatamente pospuestos al verbo (enclíticos). Nada puede insertarse entre el verbo y el pronombre clítico. En ambos casos, forman una sola palabra fónica.

Proclíticos: se escriben como palabras independientes (lo hice, te lo dije)

Enclíticos: cuando el verbo va en infinitivo, gerundio o imperativo. Se escriben soldados a él (haciéndolo, hacerlo, hazlo).

Acentuación de verbos con pronombre enclíticos

Al formar una unidad fónica, estos verbos se acentúan siguiendo las normas generales. Antes, se mantenía la acentuación del verbo antes de añadir el pronombre, pero esto se modificó hace ya unos años, así que puede haber cambios en la forma de escribir el verbo sin pronombre a hacerlo con él.

Ejemplos:

Dejemos/dejémonos (en este caso se acentúa la unidad verbo más pronombre porque se ha convertido en una palabra esdrújula)

Está/estate (en este caso pierde el acento que el verbo tenía pues con el pronombre se convierte en una palabra llana)

Sobresdrújulas

Por la modificación de esta norma se añadió una nueva categoría de palabras acentuadas: las sobresdrújulas. Son palabras en las que el acento prosódico recae en una sílaba anterior a la antepenúltima. En nuestra lengua, no existen palabras simples que lleven el acento así. Solo se consigue cuando se añade el pronombre enclítico a un verbo en gerundio o imperativo.

Ejemplos: devuélvemelo-devolviéndomelo, pongámoselo-poniéndoselo.

¿Y si queremos colocar varios pronombres clíticos?

Agrupación de pronombres clíticosSe pueden añadir hasta tres pronombres a un mismo verbo siempre en bloque (no pueden anteponerse unos y posponerse otros) y en un orden determinado. La regla establece que la forma «se» precede a todas las demás, la segunda persona precede a la primera y la primera precede a la tercera. O dicho de otro modo:  se + 2º persona + 1ª persona + 3ª persona.

Ejemplo: se te la llevó (tres pronombres preclíticos)

Devuélvemelo (dos pronombres enclíticos)

Cuidado entonces con las formas incorrectas como «me se» o «te se» que siguen siendo habituales en la conversación.

El pronombre clítico y el complemento tónico

Aparecen habitualmente en la misma oración (pronombre átono y el complemento tónico al que se refiere). Recordemos que el complemento tónico es aquel que tiene acento prosódico, es decir, que tiene una sílaba que se pronuncia con mayor relieve.

Dependiendo de si el complemento es directo o indirecto, la duplicación pasa de ser posible y, en algunos casos necesaria como en el caso del complemento indirecto, a tener muchas restricciones si hablamos del complemento directo.

-Si el complemento tónico es también un pronombre:

La aparición del pronombre clítico es obligatoria tanto si se trata de un complemento directo o indirecto.

Ejemplo: «Me retaron a mí». No se puede construir la oración sin el pronombre: «Retaron a mí». Pero sí que puede ir sin el complemento, «Me retaron». En este caso, dependiendo de la connotación que queramos dar a la frase, añadiremos el complemento o no. Con él, el significado denota contraste o discriminación.

Si el complemento no es un pronombre y aparece antepuesto al verbo:

también es obligatoria la aparición del pronombre clítico, tanto si el complemento es directo o indirecto.

Ejemplo: « A mi primo lo eligieron el primero» No puede decirse: «A mi primo eligieron el primero»

Si el complemento tónico aparece pospuesto al verbo:

las condiciones son diferente según sea complemento directo o indirecto:

1- Si el complemento es indirecto, la coaparición del pronombre átono es opcional (pero suele ser lo más frecuente)

Ejemplo: (Le) han robado la cartera a Juan. Puede escribirse con o sin pronombre átono.

Sin embargo, hay ciertos verbos (verbos de afección psíquica o física: molestar, divertir, cansar…) que exigen su presencia.

Ejemplo: A tu padre le gustan los libros. Y no: A tu padre gustan los libros.

2-Si el complemento es directo, la coaparición del pronombre no se admite, a no ser que sea también un pronombre personal (en ese caso es obligada).

Ejemplo: Lo leí el libro (es incorrecto)

Aquí tienes un poco más de información.

 

Así pues, no nos vamos a encontrar en los pronombres clíticos unos monstruos ortográficos, pero como en toda construcción lingüística, cada pequeña palabra es importante para una escritura correcta de nuestro idioma y, por lo tanto, para una buena compresión por parte del lector.

¿Tú conocías los pronombres clíticos?

Si te ha servido de ayuda o te ha parecido interesante, ¡Comparte!

Por | 2017-02-03T17:32:54+00:00 8 abril, 2015|Ortografía y Gramática|2 Comentarios

Acerca del Autor:

Nieves Muñoz
Nieves Muñoz nació un octubre de 1976 y desde siempre tuvo la necesidad de escribir, pero sus derroteros profesionales le llevaron a ejercer la enfermería en una unidad de cuidados intensivos pediátrica y neonatal. Comenzó escribiendo relatos cortos de varios géneros, porque es lectora de cualquier libro que caiga en sus manos y de mente inquieta, por lo que se atreve con casi cualquier cosa que pueda plasmar en un papel. En su página pueden leer parte de sus escritos.
  • Gloria

    Me sirvió muchísimo la información. Estuvo muy clara y aprendí sobre estos pronombres que a diario usamos. Espero no olvidar que se llaman cliticos, ja ja ja. Muchas gracias.

  • Pingback: Todo lo que sé sobre se - Factoría de Autores()